El clítoris tiene una función reproductiva y otras curiosidades

[ad_1]

La ciencia lo ha confirmado: el clítoris no sirve solo para el placer, sino que tiene un papel reproductivo importante, además de ser más grande de lo que crees y no envejece.

Contrario a lo que se creía, el clítoris sí tiene una función reproductiva, además de placentera. Foto: Getty Images

Sí tiene una función reproductiva

Hasta ahora se creía el clítoris existía solo para dar placer, pero un estudio publicado en la revista Clinical Anatomy encontró que sí tiene una importante función reproductiva. Lo que se descubrió es que, al estimular el clítoris, se activa el cerebro para crear una serie de cambios en el tracto reproductivo que favorecen la fertilización. 

Estos incluyen mejorar el flujo sanguíneo vaginal, mejorar la lubricación y aumentar la oxigenación y la temperatura. Pero hay una más relevante, que es cambiar la posición del cérvix, evitando la entrada muy rápida de los espermatozoides, pero permitiéndoles tener una mejor movilidad y a la vez activar la fertilización del óvulo.

Así, la creencia de que el clítoris solo tendría la función de producir placer ha quedado obsoleta, por lo que su remoción no solo crea una inhabilidad sexual, sino también reproductiva. Y, sobre todo, deja de un lado la guerra entre el placer femenino y la fertilidad.

También te puede interesar: El lado B del orgasmo: muchas veces no es el resultado de un encuentro sexual placentero    

Es más grande de lo que crees

El clítoris solo es parcialmente visible, pues hasta tres cuartas partes de él están ‘escondidas’ al interior del cuerpo, las cuales conectan con prácticamente todas las estructuras genitales, como el famoso Punto-G. Mide entre siete y doce centímetros de largo, tiene forma de espoleta (o whishbone en inglés), conformado por 18 partes (mezclando tejido eréctil, músculo y nervios), y cuenta con hasta 8 mil terminales nerviosas (el doble que el pene).

Eso sí, no todos son iguales, y de hecho hay mujeres que tienen un clítoris más pequeño, lo que dificultaría el clímax. Aunque su posición también importa, pues la distancia entre éste y la entrada vaginal facilitaría el orgasmo por penetración si es corta, pero no tanto si es más larga. Lo ideal sería la distancia de un pulgar. 

Cuando es estimulado suele inflamarse, incrementando su tamaño de 50 a 300%. Y es que al llegar al clímax se llena de sangre y permanece muy sensible durante un tiempo. Seguir estimulándolo resulta más incómodo que placentero.

El clítoris tiene forma de espoleta, pero solo una cuarta parte es visible. Foto: Getty Images

No envejece

Así como leíste, sería la única parte del cuerpo que no envejece, y de hecho llega a crecer hasta 2.5 veces su tamaño con la edad. Es decir, el clítoris es más grande en una mujer después de la menopausia que en una adolescente. 

También te puede interesar: Agendar el sexo puede ser una buena opción

No todas las mujeres llegan al clímax a través del clítoris

Se calcula que entre 70 y 80% de las mujeres lograrían alcanzar un orgasmo estimulando el clítoris, pero también es verdad que solo el 25% lo lograría solo a través de la penetración. 

Pero eso sí, un orgasmo de clítoris podría generar entre tres y 16 contracciones musculares y duraría entre 10 y 30 segundos.

@travesabarros

[ad_2]

Source link

اترك تعليقاً

لن يتم نشر عنوان بريدك الإلكتروني. الحقول الإلزامية مشار إليها بـ *